domingo, 15 de enero de 2012

MANO 10


La mano representa el arte de la manifestación. El ritmo que imprime esta energía aporta trascendencia y sanación en todo lo que te propongas en este día.

Es importante realizar actividades que estén relacionadas con la reparación de nuestro cuerpo, mente y espíritu.
La mano representa el poder creativo a través de la sanación y todo lo que implique salud. Es un frecuencia que se impone y nos rescata de cualquier situación por más traumática que parezca.
Óptimo día para hacerse chequeos, intervenciones, análisis y recibir ayuda indicada para sanarnos de los síntomas antiguos.

El 10 habla de perfeccionamiento, acciones manifestadas y de aprender las grandes lecciones de humanidad.
Es considerado un día de doble misión o misión potenciada. Es decir, posiblemente debamos llevar a cabo varias tareas y no diversificarnos para obtener óptimos resultados.
En su influencia negativa, este sello nos habla de resistencia a los cambios, autoritarismo e inflexibilidad.
En los días mano es propicio pedir para la salud propia y la de nuestros seres queridos pero también para que podamos elevarnos y despertar al sanador interno que todos tenemos.

Llave de sanación
La mano facilita el sentirnos unificados con el gran padre o Universo de creación, como creían los mayas en el Dios Hunabku, el dador de todas las cosas.
Este kin acelera los procesos de sanación en todas sus dimensiones desde lo físico hasta lo más espiritual relacionado con el alma. También el campo mental. Es una energía que permite que los pensamientos fluyan sin quedar atrapados en obsesiones cotidianas. Por lo que se recomienda hacer meditaciones, respiraciones profundas y algún viaje astral para calmar la mente.

Clave
La mano pone límites. No apurar procesos ni querer avanzar antes de tiempo. En este día debemos fluir al ritmo de lo que nos marque el universo. Liberarnos de luchas internas.